Cómo saber si el embrague está gastado

19 julio 2019 | Hiper Road |

A medida que vamos haciendo kilómetros a nuestro coche y que va pasando el tiempo las piezas tienden a desgastarse y el embrague no está exento de sufrir el desgaste.

La reparación o sustitución del embrague es normal y más que una avería del vehículo deberíamos considerarlo parte de su mantenimiento. Cuándo cambiar el embrague no se puede precisar ya que el su duración dependerá del mal uso o de soltar el embrague correctamente, por lo tanto nuestra conducción influirá enormemente en el desgaste de esta pieza.

El embrague puede tener otro tipo de anomalías que hacen que no funcione correctamente y no tienen nada que ver con el embrague gastado aunque en algunos casos podamos confundir los síntomas de una avería con el desgaste que está sufriendo el embrague.

mecanico aguanta con las manos un embrague roto

¿Cuánto dura un embrague?

La duración de esta pieza del vehículo no es precisa ya que en gran medida depende del tipo de conducción, del uso que le demos al coche, el fabricante de embragues, etc.

El arranca y para de los semáforos de las ciudades puede ser uno de los motivos de desgaste del embrague del coche y todo y con eso aproximadamente nos puede durar entre 100.000 km y 150.000 km, por el contrario si utilizamos el vehículo para uso frecuente por carretera, el embrague puede no estropearse jamás y durar tanto como dure la vida útil del vehículo.

Los malos vicios que tenemos muchos delos conductores acortan la vida útil del embrague. Algunos de ellos son:

  • No pisar del todo el embrague para cambiar de marcha
  • Mantener el embrague apretado cuando estamos parados en un semáforo, Stop o Ceda el Paso.
  • Dejar apoyado el pie en el embrague mientras vamos conduciendo
Apretar el pedal del embrague

Síntomas del embrague gastado

Los síntomas del embrague gastado son varios pero los que primero podremos apreciar son:

  • Al acelerar suben las revoluciones, pero el coche no corre más. Se nota normalmente en las marchas largas 4ª, la quinta marcha y sexta marcha en los coches que disponen de ella.
  • Pérdida de potencia en subida o adelantamientos. No podremos tomar una subida ya que notaremos que el coche no puede subir o le cuesta mucho y tampoco podremos hacer una adelantamiento ya que el coche no responde.
coche no puede subir una pendiente

Si un embrague está gastado y decides seguir utilizando el vehículo se pueden dañar más piezas lo que hará que la avería sea mayor y por lo tanto la reparación será más cara ya que entre las piezas que se podrían estropear están los remaches del forro que al patinar lo rozan y abrasan su superficie. Se debe esperar a que el embrague se enfríe porque de no ser así se carbonizaría.

Cómo saber si el embrague está mal

Existen síntomas como los anteriormente mencionados que nos pueden dar información del estado de nuestro embrague, pero podemos detectar antes si el embrague está mal o falta poco para tener que repararlo. Si notamos lo siguiente:

Ruidos:

El embrague transmite un ruido especial cuando está averiado, pero normalmente los conductores cuando escuchamos un ruido anómalo en nuestro coche no sabemos de dónde proviene y si ese ruido conlleva una reparación de mayor o menor calibre.

Te enseñamos que tipos de ruidos puede hacer el embrague cuando presenta algún fallo:

  • Chirriar:

    Si cuando mantenemos el pie en el pedal pisando el embrague oímos un chirrido puede ser la rótula de la horquilla del embrague gastada o que se haya gastado el rodamiento de empuje.

  • Ruido en punto muerto:

    En este caso también puede ser la horquilla sobre todo si notamos que el ruido cesa al apretar el pedal del embrague.

  • Roce cuando apretamos el embrague:

    Puede tratarse del mando de transmisión que no haya sido instalado correctamente o simplemente que el embrague no está bien ajustado.

  • Ruido al Pisar el pedal:

    Este ruido nos dice que tenemos un problema en el collarín sobre todo si el ruido se hace más intenso a baja velocidad o marcha atrás al apretar el pedal del embrague.

  • Ruido al Pisar el embrague:

    Además de hacer ruido puede suceder que no podamos embragar. Si solemos embragar con las revoluciones de nuestro coche altas estaremos desgastando el amortiguador del disco y lo tendremos que cambiar.

Cambio de marchas

El problema con el cambio de marchas es fácil de detectar porque notaremos que el cambio de marchas “rasca” y que a medida que se deteriora el embrague cada vez nos cuesta más hacer entrar las marchas, hasta que llega un punto en el que no podemos entrar ninguna marcha.

Este problema surge de una fuga del sistema hidráulico del embrague aunque también puede ser debido a que haya un enlace mecánico mal ajustado.

hombre conduce un descapotable con cambio de marchas manual

Cómo saber si hay que cambiar el embrague

Si hemos notado ruidos extraños, pérdida de potencia del motor y sobre todo si no podemos embragar lo que quiere decir que las marchas no entran podemos estar casi seguros de que hay que cambiar el embrague.

Además de todo lo que te hemos explicado seguro que habrás oído la expresión “el embrague patina”. Que el embrague patine quiere decir que no agarra y que patina en el volante del motor.

Mira este artículo si te interesa saber cómo purgar un embrague hidráulico.

El embrague patina

La prueba que podemos hacer para saber si el embrague patina son las siguientes:

  • Circular bajo de revoluciones por supuesto con una marcha larga: cuarta, quinta marcha o sexta marcha y acelerar. Si al acelerar aumentan las revoluciones, pero la velocidad aumenta muy poco querrá decir que está patinando el embrague.
  • Sin circular ponemos el freno de mano y una marcha larga si al ir levantando el pie del pedal del embrague despacio el coche no se cala rápidamente estará patinando.

Pero, en todos los casos existen excepciones que nos pueden llevar a confundir el diagnóstico como, por ejemplo si hay una fuga en un retén que haga que se deposite aceite o grasa en el disco, al disminuir la adherencia el embrague patinaría y no sería por estar gastado. Esto suele ocurrir con los coches más viejos.

Falta de fricción: suele suceder principalmente en vehículos antiguos porque antes los coches necesitaban que se ajustase el recorrido embrague en el pedal para que siempre hubiera contacto entre el disco y el volante motor. El peor síntoma que nos indicará que el embrague se ha de cambiar es que el embrague se queda abajo.

Olor a quemado

El Sobrecalentamiento es decir, si “quemamos el embrague” carbonizará la superficie del embrague y hará que patine, lo que conlleva cambiar el kit de embrague. Y producirá un olor característico como a quemado.

El olor a quemado, parecido al olor de las pastillas de freno cuando están gastadas, también puede aparecer por no utilizar bien el embrague o por mantener el pie sobre el pedal cuando estamos circulando.

Pedal del embrague duro

Un pedal de embrague duro o el embrague tiene poco recorrido puede ser una señal de que existe un desgaste del disco.

Pero siempre existen excepciones y en este caso que el pedal del embrague esté duro puede ser por un fallo del cable de accionamiento del embrague o del sistema hidráulico de accionamiento.

¿Qué pasa si se rompe el embrague del coche?

Si el embrague se ha roto deja de funcionar y el pedal se hunde por completo y el coche no puede moverse y el embrague deberá cambiarse.

Y volviendo a las excepciones, puede ser que el embrague no esté dañado y que se rompa el cable del embrague o el sistema hidráulico del embrague lo que comporta una reparación de menor cuantía, pero nosotros veremos que igualmente el pedal se hunde y que no podemos mover el vehículo.

Si hemos utilizado el vehículo a pesar de haber notado algunos o todos los síntomas del embrague gastado lo más probable es que se hayan dañado otras piezas con las que el embrague roza como el volante motor y la factura de la reparación de vehículo será mucho más cara.

mujer mira el motor del coche averiado

¿Cuánto cuesta cambiar el embrague?

Llegado el momento de tener que cambiar el embrague, es aconsejable cambiar otras piezas que casi con toda seguridad también estarán dañadas y que de no cambiarlas en un primer momento nos obligará a volver a pagar la mano de obra más adelanteque puede ascender a unos 400 euros ya que tarde o temprano nos va a tocar reemplazarlas.

Las piezas que el mecánico te aconsejará cambiar además del embrague son:

  • Disco
  • Maza o Plato de presión
  • Collarín de empuje
  • Volante Bimasa (sufre desgaste por kilometraje)

Un cambio de embrague básico podría costar aproximadamente 500 euros pero si al revisar el vehículo durante la reparación se encuentran fugas de aceite en la caja de cambios y el volante motor está dañado y también cambias el volante bimasa y el cojinete de empuje la factura puede ascender a 1000 euros aproximadamente. Para tener un precio real nos puede llamar y le asesoraremos sin compromiso.


Comparte este artículo

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


Artículos relacionados

pie en el pedal del embrague

Cómo purgar un embrague hidráulico
Pedales de coche

Cómo soltar el embrague correctamente
cambio de embrague

Para qué sirve el embrague

PRE-ITV GRATIS + REGALO


Pasa la PRE-ITV de tu vehículo GRATIS y llévate un regalo por hacerte cliente.
* Promoción válida hasta fin de existencias, les informamos que es necesario solicitar cita previa.

Solicita tu cita previa en el teléfono 916 44 12 65

Pedir cita